¿Puedo deducir el IVA en una actividad exenta?

Deducir el IVA en actividad exenta

¿A qué te dedicas? ¿Tu actividad está exenta de IVA? Encuentra las claves para descubrir si puedes deducir el IVA de tus facturas de compras y qué hacer.


Hay varias actividades que se dice que están exentas de IVA. ¿Esto qué significa? Que no tienes que emitir facturas a tus clientes con IVA. Si no se te viene a la cabeza alguna actividad de este tipo, por ejemplo están las sanitarias, educación, etc. 

 

Si es tu caso no tienes obligación de facturar a tus clientes con IVA. Pero... sí hay un pero.

IVA deducible de las compras en una actividad exenta

Todo lo que compras van y te dan la factura con IVA. Entonces ¿qué hago? Lo primero que podrías pensar es que como estás exento entonces no deberían entregarte esa factura de compras con IVA. Y seguro que se lo has dicho a más de un proveedor o en cualquier tienda. 

 

Pero no. Todas las facturas de tus compras llevan IVA. ¿Por qué? Para entenderlo en plan fácil. Tú estás exento pero ese otro, el proveedor, no lo está así que sí tendrá que facturar con IVA. Y a ti no te quedará más remedio que pagarlo.

 

Ahora viene la duda, mejor dicho, la gran duda porque estarás pensado que bueno me lo puedo deducir. ¿Te acuerdas que estás exento? Pues eso significa que ni emites facturas con IVA ni deduces en tu actividad.

 

Todo esto del IVA queda fuera de tu actividad, de ti. Aquí si que puedes decirte a ti mismo que esto es algo que les pasa a los demás no a ti, que ellos están muy atareados con sus declaraciones de IVA que a ti ni te van ni vienen.

¿Puedo solicitar devolución del IVA deducible?

Pues no. Si tu actividad está exenta y no facturas con IVA entonces no puedes solicitar la devolución del IVA. ¿Por qué? 

 

Porque estás dado de alta en Hacienda como actividad exenta y por lo tanto no presentas declaraciones de IVA trimestrales ni anuales. Entonces no puedes solicitar devolución de IVA.



¿Qué hago con el IVA deducible en una actividad exenta?

La factura de tus compras te la van a dar con IVA. Pero aunque no puedas deducir ese IVA ni solicitar devolución no te preocupes porque se considera mayor gasto.

 

¿Qué significa? Cuando incluyas esas facturas de compras en tus cálculos el IVA es como si fuera gasto, las incluyes por el total. ¿Dónde se incluye? En tus declaraciones fuera del IVA, el modelo 130 si tienes obligación.

 

Imagínate que vas a comprar unos folios. Te dan la factura. Tiene de base imponible 20,00 + IVA 21% 4,20 = Total 24,20. Entonces incluyes la factura por los 24,20 del total (IVA incluido).

 

Esto supone que al menos en tu actividad se incluye todo el gasto lo que hará bajar el beneficio y al final pagar menos impuestos. De alguna manera te lo deduces pero no con las declaraciones de IVA si no aumentando los gastos.

 

¿Presentas el modelo 130? Si eres autónomo es lo más frecuente. Si metes esa factura por el total IVA incluido supone que aumentas los gastos. Así que te saldrá menos a pagar. 

 

Ahora también puede ser que tampoco tengas obligación de presentar el modelo 130 porque no eres autónomo o porque emites tus facturas al menos en un 70% con retención de IRPF. Entonces los impuestos trimestrales sí que no te afectan, no tendrás que presentar ninguno. A no ser que tengas trabajadores o alquiler que van por otro lado.

Tengo 2 actividades ¿qué hago?

Puede ser y es más frecuente de lo que parece que tengas 2 actividades, una exenta y otra normal. Aquí el tema se complica un poquito respecto al IVA. 

 

Te va a sonar chino y lo sé, habría que aplicar la Prorrata de IVA. Tendrías que declarar tus modelos 303 IVA y los anuales y deducir el IVA, pero cuidado, no todo, sólo el que afecta a tu actividad no exenta.

 

Como este tema es algo más complicado, no mucho, pero lo suficiente, lo dejo para próximos post que si no este se va a convertir a este paso en una novela.

¿Tu actividad está exenta? ¿Qué haces con el IVA de tus compras?

Cuéntame, me encanta oírte, espero tus comentarios.


Escribir comentario

Comentarios: 0